Mi ruta por Europa: 3ra parte

Sexta parada: Venecia, IT

¡Bienvenidos a Venecia! Ciudad única en el mundo y esta fue mi primera vez en ella. Tomé un tren por 3 horas y 45 minutos dese Roma hasta la estación Santa Lucía, una de las dos estaciones de la ciudad. El pasaje cuesta entre 80 a 90. Salir de la estación fue como entrar a otro universo, aquello era surrealista, sacado de una historia. 

Recomendaciones:

La temporada de invierno es buena pues hay pocos turistas y los hoteles suelen estar más económicos que en otras temporadas.

Los taxis acuáticos son muy caros (70). La mejor opción son los vaporettos, que realizan la función de los autobuses urbanos.

Evitar los lugares muy turísticos. Es una ciudad muy susceptible a "trampas de turista".

En Italia no es obligatoria la propina, sin embargo los establecimientos realizan un cargo de aproximadamente 2 por el servicio de la mesa, se llama Copperto. Los cafecitos no cobran esta especie de impuesto.

Durante mi viaje no sentí malos olores, como normalmente dicen que sucede en esta ciudad, sin embargo los locales me comentaron que durante temporada de verano hay ciertos lugares donde sí puede heder un poco.


¿Dónde me hospedé?

Mi hotel en esta mágica ciudad fue el Palazzo Veneziano. Es un hotel moderno, si lo comparamos con la oferta general de venecia, que suele ser antigua y colonial. Pagué a USD$90 la noche.

Dirección: Fondamenta Zattere Al Ponte Lungo, Venezia


¿Dónde comer?

All'Arco

Este restaurante es un favorito entre los locales para comer las típicas tapas de la zona. Estas se llaman Si Cicchetti y básicamente es un montadito de pescado, vegetales y/o embutidos, acompañado con vino o cerveza (12€). Tienen una exquisita variedad y aunque llegué medio dudoso porque salió en el capítulo de la serie de Netflix “Somebody feed Phill” e imaginaba que era una "trampa de turista", pero me sorprendió. ¡Delicioso y de buen precio!

Dirección: S. Polo, 436, Venezia


Trattoria Alla Madonna

Este restaurante lo conocí por una recomendación de un amigo. Según me dijo ni lo tenía en su ruta pero un taxista le comentó que el lugar es pura tradición italiana. Él no estaba muy convencido pero el último día de su viaje decidió ir. ¡Vaya sorpresa! allí comió el mejor risotto de su vida.

Como pueden ver el restaurante tiene este aire tradicional, y en la ciudad escuché que es de los favoritos de los locales. Costo aproximado por persona  30 a 40.

Dirección: Calle della Madonna, 594, Venezia


¿Qué hacer en la ciudad?

1. Caminar por la plaza de San Marcos, conocida como "El salón más bello de Europa". La plaza más importante de Venecia, el centro social, político y religioso de la ciudad desde hace siglos y uno de los lugares más emblemáticos de Italia a nivel internacional.

2. Dar un paseo en góndola por la ciudad. El ticket cuesta 80€ y el paseo tiene una duración de 30 mins. En cada góndola caben 6 personas.

3. Degustar su gastronomía, rica en productos típicos de la laguna.

4. Contemplar el hermoso puente de Rialto y por ahí mismo pasarse por el mercado Rialto que se remonta a 1250 y sigue siendo de gran importancia para la economía de la ciudad.

5.  Animarse a conocer  las pequeñas islas cercanas a la ciudad, como Burano, Murano y Torcello.


Séptima parada: Módena, IT

Mi paso por Módena, en parte fue influenciado por la serie de Netflix “Somebody Feed Phill” así que lo primero que hice desde que me levanté fue ir a desayunar cappuccino y gnocco fritto (algo recurrente en la serie), para luego continuar mi ruta de familiarización con la ciudad. Módena es famosa por sus vinagres balsámicos y por ser la casa del creador de la marca automovilística Ferrari, Enzo Ferrari.


¿Dónde comer?

Tiffany

El desayuno de gnocco frito y cappuccino que me di la primera mañana en Módena fue en Tiffany. El gnocco fritto es un pan en la cocina italiana de la región de Emilia, preparado con harina, agua y manteca de cerdo como ingredientes principales y luego se fríe. Su sabor es lo más parecido a la masa de una empanada frita y la combinación con café hace que esté Bocao sea más interesante.

Dirección: Via Canalino, 58, Modena


Mercado de Albinelli (Mercado central de la ciudad)

Ir al mercado central de una ciudad como Módena es como darse un paseo por un museo gastronómico que seguro te alegra el día porque es justo ahí donde todo comienza: te topas con las doñitas, los chefs y foodies de la ciudad comprando productos para su cocina, y esto es algo que yo valoro mucho. Allí enontrarán lo típico: frutas, verduras y de los productos más clásicos italianos como quesos y un una selecta variedad de carnes.
 
El día de mi visita me detuve en un puesto de quesos y por 2.99€ tuve una degustación de su queso parmesano reggiano en tres edades. ¡Bravissimo!
 
Dirección: Via Luigi Albinelli, 13, Modena

Este restaurante es un clásico de cocina tradicional italiana. Todo lo que comí estuvo riquísimo y el ambiente del lugar es súper íntimo, pues solo hay 4 mesas en todo el espacio. A nivel de precios les digo que no es lo más barato del mundo, pero lo que se paga vale la pena.
 
*Tienen dos menús de degustación con una selección diferente de platos cada uno. El más económico vale 50€, y el otro 80€.
 
 
 Dirección: Via Luigi Carlo Farini, Módena

Osteria Francescana

Osteria Francescana, a tres minutos caminando de mi hotel, ofrece dos menús degustación: Festina Lente de diez platos con un precio de 250 *+ 140 si desean maridaje de vino (precio por persona). Como segunda opción, también pueden elegir el menú Tutto, de doce platos por 270€. Además está la opción de ordenar a la carta con precios desde los 70€. Si desean darse este Bocao les recomiendo hacer la reserva con mucho tiempo de antelación, pues esta considerado como el restaurante no. 1 del mundo. Yo no pude ir porque no reservé con tiempo, pero me inscribí en la lista así que cuando me avisen vuelvo y les dejo saber qué tal la experiencia.

Dirección: Via Stella, 22, Módena


¿Qué hacer en la ciudad?

1. No se puede quedar probar el famoso aceite balsámico tradicional de Módena. Lo primero que hay que saber es la diferencia entre este producto y los demás vinagres balsámicos que se encuentran en los supermercados.
 
* Se elabora directamente con el mosto del vino y no con el vino, tal y como ocurre con los demás vinagres.
* La elaboración es una mezcla continua de viejos y nuevos vinagres.
* La maduración se hace en barricas de diferentes maderas.
* El tiempo de maduración es muy superior al resto (al menos 12 años). Los vinagres balsámicos que se consiguen en los supermercados llevan vinagre de vino entre otros ingredientes.

A nivel de sabor, olor y precio estamos hablando de dos productos totalmente distintos, pues una botella de unos 100 mililitros puede costar mínimo
50€. Al comprarlo sientes como si fueses a comprar un perfume porque es un ritual en el que, degustando las distintas añadas y producciones sabrás cuál es tu favorito y el que mejor te va.
 

2. Visitar el ya mencionado Mercado Central de la ciudad. Un orgasmo para los amantes de la gastronomía.

3. Dar un paseo por la plaza Grande de Módena.

4. Conocer el museo de Enzo Ferrari. Llamará la atención el edificio futurista donde se encuentra, un edificio de color amarillo y aluminio que representa el capó de un automóvil. El museo tiene a su lado una casa que era el antiguo taller del padre de Enzo Ferrari. Alfredo Ferrari tenía aquí su taller y actualmente es un museo de los diferentes motores de la marca y su evolución.

5. Recorrer la ciudad en bicicleta como un local más. Pasear junto a los canales como el de Corso Canal Grande o hacer una ruta por varias de sus iglesias más conocidas como la de San VincenzoSan PietroSan Dominico que están repartidas por toda la ciudad.


Clic aquí para ir a la 4ta parte


Opiniones

Invitado
Anexar imagen